Liderazgo sin estrés

Liderazgo sin estrés, ¿es posible? Por supuesto!!

Solemos asociar rápidamente el trabajo de un directivo con el estrés laboral. Parece que sean conceptos que van siempre de la mano pero no tiene porqué ser así.

Te explicaré una forma de reducirlo drásticamente con un ejemplo. Supongamos dos responsables (por decirlo de alguna forma) con estilos de dirección antagónicos, totalmente opuestos:

  • El jefe controlador: es aquel que prefiere hacer él el trabajo que no confía en las capacidades de su equipo. Por eso prefiere hacer él directamente todo lo relacionado con sus funciones. No transmite conocimiento y cuando se atreve a traspasar alguna tarea, hace un seguimiento agobiante. ¿Menuda papeleta para los miembros del equipo, verdad? ¿Cómo te los imaginas? Seguramente su nivel de motivación brillará por ausencia, y el estrés se extenderá en todo el departamento como una epidemia.
  •  El jefe pasota: es aquel que tiene gran facilidad en desviar balones hacia el resto del equipo, que practica la ley del mínimo esfuerzo en el día a día, que está más preocupado de las relaciones sociales y de quedar bien con sus superiores que de la función ejecutiva coordinada con el equipo. Es el que se suele colgar las medallas de los éxitos y busca culpables cuando las cosas no salen bien. Pues vaya! Vamos de Guatemala a “Guatepeor”! Otro equipo que sufre! Podemos pensar que aquí el jefe trabaja con poco estrés, pero en este caso pienso que el mantener en el tiempo una forma de trabajar poco profesional le acabará pasando factura y al final será el propio equipo quien le traslade la presión y se acabe sublevando.

Un verdadero líder que fomenta el trabajo en equipo y busca la cohesión, es un profesional que desarrolla la función ejecutiva con inteligencia emocional y racional a la vez. Está claro que en ninguno de los perfiles anteriores encontramos esta habilidad. Sabemos que los extremos suelen ser nocivos y siempre digo que en el punto medio suele estar el equilibrio ideal.

#Liderazgo = gestión de #emociones. Cuida de tu equipo con #InteligenciaEmocional Clic para tuitear

Entonces, ¿cómo puede reducir el directivo su nivel de estrés? Pues la respuesta es fácil: mejorando su capacidad de delegar. Es el líder «Delegator» !! Los beneficios de practicar esta competencia profesional son múltiples. Te cuento algunos:

  • Los miembros del equipo se sienten más implicados y motivados al asumir nuevas responsabilidades, siempre que la carga de trabajo esté bien repartida, claro.
  • Mejora el nivel de confianza del directivo hacia el equipo y viceversa.
  • Mejora la productividad del directivo al liberarse de una parte de tiempo que puede dedicar a otras funciones que aportan más valor.
  • Se produce una transmisión de conocimientos hacia los colaboradores, mejorando su capacitación profesional.
  • Resulta mucho más fácil afrontar momentos de dificultad, pues todos están dispuestos a arrimar el hombro por igual.

¿Qué te parece? Ya no hay excusas, verdad? Eso sí, tenemos que contar con un buen equipo para poder delegar sin morir en el intento. También es responsabilidad del directivo, crearlo y formarlo.

 

Liderazgo sin estrés by David Quesada

 

Para delegar con éxito, aquí te dejo algunos consejos prácticos:

  1. Dedica tiempo a explicar bien la tarea que delegas. Resuelve las dudas que surjan y acompaña al colaborador en los primeros pasos si se trata de una función de envergadura. Será el tiempo mejor invertido.
  2. Supervisa la tarea de forma natural, sin exceso de control. Por ejemplo, puedes anotarlo en tu lista de tareas delegadas y periódicamente preguntar al colaborador cómo va, dejando que él/ella se explique y plantee los obstáculos que surjan. Dale espacio también para que aporte ideas y propuestas de mejora.
  3. Responsabilízate del resultado, sobretodo cuando surgen problemas. Abórdalos conjuntamente con el colaborador y reflexiona sobre en qué has fallado tú en el proceso de delegación. Ayúdale a que aprenda de los errores.
  4. Reconoce y celebra el éxito del colaborador cuando desarrolla la tarea. A todos nos gusta el reconocimiento al trabajo bien hecho!

Si te ha gustado este artículo, te recomiendo también:

Liderazgo Magnético: por qué tienes el equipo que tienes
Cómo generar compromiso en tu equipo (4 herramientas)

¿Buscas un sistema infalible para disfrutar liderando a tu equipo con el mínimo estrés? El Programa Lidertivo es la solución. Haz click aquí para mas información.

 

2 comentarios
  1. Lourdes
    Lourdes Dice:

    Genial el artículo David,
    a menudo me encuentro con clientas que vienen hechas un manojo de estrés por responsabilidades tanto laborales como familiares, sumados a la presión social.
    Las tareas que propones para delegar con éxito son sencillas de aplicar cuando están bien enraizadas, quizás la cosa se complica cuando ya de por si están a tope con los nervios y la cabeza en ebullición, entran las prisas y se suman las expectativas que ponemos en nuestros empleados.
    Estoy 100% de acuerdo contigo que para reducir el estrés hay que delegar, pero a veces cuesta delegar cuando estamos estresadas ya que el momento «control freak» tiene mucha fuerza.
    Propongo implementar un trabajo preventivo de gestión del estrés, desde mi punto de vista desde la introspección y el análisis de activos (propios y ajenos).
    Cuando las responsabilidades, los proyectos y los clientes se vuelven un barullo mental (y ocurre más veces de las que nos gustaría) es importante tomar tierra, perspectiva e impulso.
    ¿Tú qué opinas?
    Un abrazo, Lou ♥

    Responder
    • davidq
      davidq Dice:

      Muchas gracias por tu comentario Lourdes! Es muy enriquecedor. Efectivamente, debemos ser capaces de parar, tomar aire y ver las cosas en perspectiva. Si monitorizamos de forma sistemática y sostenida en el tiempo, evitaremos males mayores. De lo contrario, puede llegar un punto en el que tocamos fondo. Aún así, nada es irreversible. tocar fondo a veces es la oportunidad para cambiar las cosas de una vez y empezar a poner orden en casa. O sea, primero en mi interior y después en mi equipo o mi empresa. Felicidades por tu proyecto compañera, me parece super-interesante!!

      Responder

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *